12 Trucos (y más) para hacer que tu bebé deje de llorar

 

 

Nuestros bebés pueden ser lo mejor de nuestra vida, despertar en nosotras sentimientos que nunca supimos que podríamos tener algún día, pero también pueden llevarnos a nuestro límite de paciencia.

Algunos expertos creen que se deben ignorar los llantos de los bebés, para hacerlos más independientes. Sin embargo otros opinan que hay que cogerlos en brazos siempre que lo requieran. Entonces, ¿qué hacemos?

Yo soy de la opinión de que, aunque es cierto que el chantaje emocional lo traen de serie, si mi hija llora es que me necesita.

 

 

llanto-bebe

 

1. Tiene hambre

Cuando un bebé tiene hambre suele empezar a  hacer ruiditos con la boca, como un gesto de intentar mamar. También se pone un poco inquieto y se lleva las manos a la boca.

Si reconoces que tiene hambre y le das de comer antes de que empiece a llorar, te ahorrarás esa sesión de llanto..

 

 

2. Tiene el pañal sucio

Algunos dicen que a los bebés no les molesta tener un pañal sucio. Como yo creo que a mí me molestaría, no cuesta nada echar una ojeada. Así también nos ahorramos esas quemaduritas.

 

llanto-bebe6

 

 

3. Necesita dormir

A veces, cuando están muy cansados o aperreados, les cuesta un poco coger el sueño, y es cuando lloran. Intenta ponerlo cómodo y a dormir cuando empieza a bostezar para evitar que se aperree.

 

 

4. Quiere que lo tengas en brazos

A veces nuestros pequeñines sólo necesitan sentirnos. Han pasado 9 meses en nuestro interior y echan de menos esa sensación de calor,  y seguridad. Ahí dentro siempre nos estaban sintiendo, oliendo y escuchando, así que, a veces, solo necesitan volver a eso.

 

 

llanto-bebe7

 

5. Tiene molestias en el estómago

Los problemas de estómago como los gases y los cólicos, son unos de los causantes de llantos más comunes. De hecho, ya se están dejando de llamar cólicos del lactante y se empiezan a llamar  “llanto inconsolable”.

¿Cómo sabes si es “llanto inconsolable” o llanto normal? Bueno, dicen que el “llanto inconsolable” sigue la regla del 3, 3 horas al día, 3 días a la semana, 3 semana seguidas. Si crees que este es tu caso, no te pierdas nuestra guía del cólico del lactante.

Si cree que lo que tiene son gases, intenta ayudarlo a sacarlo. Acuéstalo sobre su espalda, sujétale los pies y hazle el movimiento de la bicicleta. De esta forma la ayudarás a activar su tracto intestinal.

También pueden afectar a nuestros bebés otros trastornos como alergia a la leche o intolerancia a la lactosa, estreñimiento y cambios en la dieta,  reflujo gastroesofágico, gastroenteritis o “gripe estomacal” o una obstrucción intestinal.

 

errores-ridiculos-3(1)

 

 

6. Necesita sacar gases

Los bebés tragan mucho aire cuando lactan o beben de un biberón toman el pecho o el biberón, y necesitan sacarlo.

Estos gases los incomodan muchos y es otra causa típica de llanto.

 

 

7. Tiene frío o calor

Nuestros pequeños son muy sensibles a las temperaturas. Ten en cuenta que han pasado 9 meses en nuestra tripa, con una temperatura perfecta y constante. Así que, cualquier pequeño cambio, ya sea al bañarlos, cambiarles de ropa  o la humedad e las toallitas y cremas, los incomoda muchísimo.

 

 

llanto-bebe4

 

 
8. Tiene el “síndrome del torniquete por cabellos o hilos”

Parece una tontería, pero es una de las causas de ese “llanto inconsolable”. Puede darse el caso de que uno de nuestros cabellos o algún hilito de su ropa se le enrolle en algún dedo del pie o de la mano, o incluso en el pene. Esto, que par los adultos no es ningún problemas, a un bebé le puede causar un dolor horrible, e incluso, se les puede clavar en la piel.

 

Así qué, cuando comience a llorar desconsoladamente, desnúdalo y comprueba que ningún pelillo está molestando a tu bebé.

 

 

llanto-bebe1

 

9. Le están saliendo los dientes

La etapa en la que le empiezan a salir los dientes suele ser una de las más duras. Piensa cómo te encuentras cuando te da un dolor de muelas, así que piensa cómo se encuentra tu peque.

Una manera de ver si les está saliendo un diente es pasar un dedo sobre las encías. Si está ya en esta etapa, notarás los bultitos de los pequeños dientes queriendo salir.

Normalmente, el primer diente suele salir entre los 4 y los 7 meses.

 

 

10. Siente sobre estimulación

Nuevas sensaciones, sonidos, sentimientos se le agolpan nada más nacer y eso les pues llegar a agobiar.

Cuando creas que tu bebé se ha satura de nueva información, llévalo a algún lugar tranquilo y deja que se desahogue.  

Cuando comience a calmarse, intenta recrear su estaba en tu vientre, enrollándolo en una mantita y acercándotelo para que te sienta.  

 

llanto-bebe10

 

11. Se aburre

Es el caso contrario al anterior. Todo es nuevo para ellos y quieren saber, ver y oír más y más. Juega con él, sácalo de paseo o déjalo un ratito viendo dibujos con mucho colorido y sonido.

Otra cosa que suele funcionar bien para mamás muy atareadas es llevarlo en mochilas frontales, el llamado porteo. De esta manera, podemos seguir con nuestro ritmo de vida, más o menos, con nuestro bebé como espectador en primera persona.

 

 

llanto-bebe2

 

12. No se encuentra bien

En ocasiones, cuando llora, nuestro bebé lo que quiere es decirnos que no se encuentra bien. Tal vez esté empezando algún proceso gripal o un resfriado. Tómale la temperatura y sigue las instrucciones de este artículo.

 

 

Qué hacer si mi bebé sigue llorando

¿Has repasado la lista anterior y sigue llorando? Bienvenida. A veces me quedaba mirando a mi hija, que berreaba como si la fueran a matar, y le rogaba que me contase qué le pasaba. Nunca funcionó, así que debemos ser creativas e intentar todo lo que se nos ocurra.

 

llanto-bebe3

 

Deja que chupe algo

Aunque e hayas arrimado el pecho y no haya querido, puede que esto lo calme. A veces no es porque tengan hambre, simplemente el gesto de amamantarse, los relaja.

Déjales el chupete o incluso tu meñique, y tal vez consigas calmarlo.

 

Envuélvelo y acurrúcalo

Volvemos a la teoría de que echan de menos tu tripita, por algo ha sido su casa durante 9 meses. Envuélvelo en una mantita, un poco apretadito y abrázalo.

 

 

llanto-bebe9

 

Ponle sonidos rítmicos

Recuerdo una boda en la que mi hija se pudo a llorar y a llorar, hacía mucho calor, y la única que conseguía calmarla era mi madre. Explicación: Llevaba unas pulseras que, cuando hacía el gesto de abanicarla, sonaban mucho.

¡El truco era el ruido! Pero no vale cualquier ruido. Debe ser algo rítmico, como los latidos del corazón de su mamá.

También existe el llamado ruido blanco. Es u sonido aleatorio que incluye a todas las frecuencias de sonido. Sí, algo muy técnico, pero que nos aseguran que puede dormir a nuestros pequeños. ¿Por qué no probarlo? Aquí tienes un ejemplo.

 

 

 

Sácale a que le dé el aire

Si el aire de la habitación está un poco viciado, o si tu hijo se ha aburrido de ver siempre lo mismo, puede que esta sea la solución.

 

 

Dale “paseítos”

Creo que tenemos las baldosas del pasillo desgastadas de tardo pasear con la peque en brazos. Esta es la primera solución que se nos ocurre, pero también podemos recurrir a una mecedora, un balancín o, incluso a pasear en coche. Poco cómodo y ecológico, pero he de reconocer que también lo probé.

 

 

ser-madre(1)

 

Dale masajes

A los bebés les encanta que los toquemos, son muy “coscones” como se dice en mi tierra. Además los masajes pueden ayudarles con problemas estomacales. Sigue los pasos de este artículo y aprenderás a darle unos masajes maravillosos a tu peque.

 

 

Dale un baño

Es otro truco para calmar a un bebé que se siente incómodo o estresado. Prepárale un baño calentito y prepárale su propio Spa con masajitos y mimos.

 

llanto-bebe5

 

 

Cuídate tú misma

Aunque para toda madre su bebé es lo primero, recuerda que si tú no estás bien, no podrás hacer que tu bebé se encuentre bien. Puede sentir tu estrés y tu angustia y tú tampoco estarás bien para poder hacerte cargo de la situación.

Cuando te sientas superada, sigue estas recomendaciones.

 

  • Déjalo en su cunita, bien protegido, y déjalo llorar. Sal de la habitación e intenta despejarte.
  •  

  • Llama a una amiga o familiar y desahógate.
  •  

  • Pide al papá o a una persona cerca que cuide del bebé unos minutos. Sal y despéjate. No eres una mala madre por ello, solo necesitas despejarte para volver con más fuerzas. .
  •  

  • Ponte los cascos y escucha algo de música para evadirte mientras meces a tu bebé..
  •  

  • Trata de mantener la respiración controlada y respira profundamente varias veces ara intentar relajarte.
  •  

  • Repítete a ti misma: “Esta fase va a pasar”.
  •  

  • Mentalízate de que a tu bebé no le va a pasar nada por llorar. Así que mantén la calma
  •  

  • Por muy frustrada que estés, JAMÁS SACUDAS A TU BEBÉ. Aunque no lo hagamos con mucha fuerza, podemos hacerles daño. Además, en estos estados de ansiedad no medimos bien nuestras fuerzas.
  •  

 

Recuerda
No desistas, no te vengas abajo. Pide ayuda y déjate ayudar. Esta es sólo una etapa que debemos pasar como madres y que pronto pasará.
COMPARTIR
Profesora y madre de una hija. Soy una gran apasionada de la lectura y la escritura que espera ayudar a otras madres compartiendo mis experiencias, aciertos y errores.

DEJA UNA RESPUESTA