El aborto diferido y las emociones que despierta

aborto diferido

El aborto diferido o retenido es aquel que termina de forma repentina, pero por razones inexplicables el feto sigue creciendo. El feto permanece dentro de útero durante varias semanas sin latido, ya que la mujer no presenta síntomas.

Este tipo de aborto puede poner en peligro la vida de la mujer, ya que si el tejido gestacional no es expulsado pueden producirse infecciones graves dentro del útero.

 

¿Cuáles son las causas?

La causa más frecuente de abortos son las malformaciones embrionarias o alteraciones cromosómicas. Sin embargo, en muchos casos es difícil identificar la causa exacta, pero sí que se conocen algunos factores de riesgo.:

  • Edad de la madre. El riesgo de tener un aborto es de aproximadamente el 12% en mujeres de entre 20 y 30 años, esto aumenta al 15% cuando se trata de mujeres de entre 30 y 35 años, un 25% si hablamos de mujeres de 35-40 años y puede superar el 40% a partir de los 40 años. 
  • Abortos anteriores. Después de 2 abortos el riesgo de tener un nuevo aborto es de un 25% y después de 3, es de un 45%.
  • Algunos hábitos como fumar, bebes alcohol o el exceso de cafeína, también aumentan el riesgo de aborto.
  • Ciertas patologías maternas, como las malformaciones uterinas.

 

Cómo se detecta un aborto diferido

ecografia primer trimestreDurante varias semanas la mujer continúa teniendo los síntomas de embarazo, por eso, es difícil detectar la muerte del feto.

Por lo general, un aborto diferido se descubre cuando la mujer acude a una cita prenatal y se le realiza un ultrasonido, en el que se comprueba que el feto no tiene latido si el embarazo es de más de 12 semanas (antes puede que el latido no se perciba).

En el caso, de que el embarazo sea de menos de 12 semanas pero se sospeche de un aborto diferido, las pruebas a realizar incluyen la medición de la hormona gonadotropina coriónica humana (hCG), conocida como la hormona del embarazo. Los niveles de esta hormona determinarán si el embarazo se ha interrumpido.

 

Los riesgos para la madre

El aborto diferido puede presentar riesgos graves para la mujer, ya que el feto permanece dentro del útero y esto puede producir una alteración grave de coagulación. De manera que el tejido sin vida consume sustancias que están relacionadas con el control de la coagulación y esto puede dar lugar a una hemorragia.

Cuando se quedan restos de tejido gestacional hay riesgo de que se produzcan infecciones graves que pueden incluso causar la muerte de la mujer.

 

¿Qué tratamiento se debe seguir?

aborto diferidoCuando el aborto diferido ha sido detectado se toman las medidas necesarias para que la mujer expulse el tejido gestacional. Hay varias opciones:

1. Esperar a que el cuerpo expulse el tejido gestacional de forma natural. Es lo ideal y ayuda a que la mujer se recupere más fácilmente a nivel emocional, ya que percibe el aborto como algo natural que su cuerpo ha rechazado.

2. El médico puede recetar medicamentos para ayudar a la expulsión del feto. Son fármacos que se colocan en la vagina y provocan la dilatación del cuello uterino y las contracciones.

3. Realizar un legrado, que consiste en raspar el útero, para eliminar todos los restos fetales con el fin de evitar infecciones. Pero el legrado no deja de ser una procedimiento médico que tiene ciertos riesgos, como indican en la web de los Institutos Nacionales de la Salud. Estos riesgos incluyen:

  • Los riesgos relacionados con la dilatación y el legrado, como la punción del útero, cicatrización del revestimiento uterino y desgarro o ruptura del cuello uterino.
  • Los riesgos relacionados con la anestesia, comprenden las reacciones a los medicamentos y los problemas respiratorios.
  • Los riesgos de cualquier cirugía, como el sangrado y las infecciones.

 

Después de un aborto diferido, se recomienda un período de unas 2 o 3 semanas sin tener relaciones sexuales, se deben evitar los baños y el uso de tampones. También se aconseja esperar unos dos meses para volver a intentar buscar un nuevo embarazo. Ya que después de tener un aborto diferido puedes tener un embarazo normal y sin complicaciones.

[quote_box_center]¡Importante! Pídele a tu médico que te explique todas las opciones y los pros y contras de cada una de ellas.[/quote_box_center]

 

Cómo afecta emocionalmete a la mujer 

mujer tristeUn aborto diferido es un golpe muy duro para la mujer y en ocasiones, puede ser necesario un tratamiento psicológico para superar la pérdida.

Según explica Diana Sánchez, psicóloga perinatal, en un artículo para la revista El mundo de Tu bebé. Los sentimientos de ansiedad, miedo, inseguridad y falta de control son muy comunes ante este hecho.

A veces, las mujeres tienen poco apoyo por parte de la familia, amigos o por el propio sistema sanitario. El aborto suele ser un tema tabú en la sociedad, lo que impide que estas mujeres reciban el apoyo que necesitan en ese momento.

El momento y la felicidad que siente una pareja cuando se enteran que van a ser padres, es realmente único. Esos pensamientos que inconscientemente se dirigen hacia el futuro bebé, es lo que David Chamberlain denomina “la maravilla del vínculo afectivo”.

Ese vínculo se crea desde el momento en que la pareja conoce la noticia y por eso, un aborto del tipo que sea, puede causar un fuerte impacto emocional, sobre todo en la mujer que es la que está gestando y en la que se presentan los síntomas de embarazo.

cansancio-embarazo-ectopicoComo bien explica la psicóloga Diana Sánchez, un nuevo embarazo después un aborto supone un desgaste físico y emocional enorme. De manera que, los sentimientos de miedo, ansiedad e ira se van alternando con los de felicidad, esperanza y alegría.

Es muy probable que inconscientemente se relacione el nuevo embarazo con el anterior y habrá ciertos acontecimientos, como las primeras visitas prenatales que se vivirán con angustia. Todo puede resultar un motivo de preocupación y por lo general, la mujer estará más nerviosa y desconfiada.

 

La recuperación dependerá de cada caso

aborto retenidoCada mujer es diferente y el tiempo de recuperación dependerá de cada caso. No solo se trata de recuperarse físicamente, pues esto no llevará más de 3 o 4 semanas. Sino de superar la pérdida a nivel emocional.

Muchas mujeres necesitan pasar por un período de duelo para aceptar la pérdida y en ocasiones, es necesario acudir a un terapeuta o psicólogo para superar ese duro golpe.

 

Algunos testimonios

Recopilando información para escribir este artículo, he encontrado el testimonio de muchas mujeres que han sufrido un aborto diferido. Cada caso es diferente y cada una lo ha vivido de una manera distinta. Son historias muy emotivas que pueden ayudar a otras mujeres que están pasando o han pasado por la misma situación.

Esta es solo una pequeña recopilación de mujeres que han tenido un aborto diferido:

  • Gi, autora del blog “Para el bebé”, también explica cómo se sintió y cómo fue su aborto diferido.

 

embarazo molar

Lo que una vez disfrutamos, nunca lo perdemos. Todo lo que amamos profundamente se convierte en parte de nosotros mismosHellen Keller

Resumiendo
Un aborto diferido puede ser un golpe duro para la mujer. Es importante acudir a las visitas prenatales para detectar este tipo de complicaciones a tiempo y evitar, por ejemplo, infecciones graves en el útero. Después de un aborto puedes tener un embarazo completamente normal, pero antes de volver a intentarlo es recomendable que esperes unos meses. 
COMPARTIR
Psicóloga, madre de tres hijos. Me gusta todo lo relacionado con el arte y el pilates está dentro de mis rutinas diarias. Viajar es mi gran pasión y lo hago siempre que puedo, pero no tanto como me gustaría.

DEJA UNA RESPUESTA