8 Verdades sobre el primer año del bebé que nadie te dijo antes

madre y bebe

Cuando una mujer se queda embarazada por primera vez comienza a leer todo tipo de libros sobre los cuidados durante el embarazo, cómo cuidar a un bebé, los estilos de crianza. Todo tipo de información para convertirse en una buena madre.

Pero, ¿realmente es útil toda esa información?

Es probable que pongas en práctica alguna de las cosas que has leído, pero ningún libro te darás las claves de cómo criar a tu bebé. Porque cada bebé es diferente, cada familia es diferente y por tanto, cada uno necesitaría su propio libro.

Estas son algunas de las cosas que me hubiera gustado saber antes de tomar la decisión de ser madre:

 

1. Serás buena y mala madre

ser madreHay momentos en los que serás buenísima en esto de la maternidad y todo te parecerá maravilloso, pero otras veces pensarás que eso de ser madre no es lo tuyo. Ambas sensaciones se pueden dar en un mismo día e incluso en un mismo momento.

Serás una madre diferente cada día y tendrás un hijo diferente cada día. Porque los niños cambian rápidamente. Habrá días buenos y otros malos, tomarás buenas decisiones y otras no tan buenas. Pero tu bebé te necesita y no debes ser muy dura contigo misma. La maternidad es una aventura y nunca sabes que te espera al día siguiente.

 

2. Después del parto, tu cuerpo no será el mismo

perder pesoAcabas de traer al mundo a un bebé que ha crecido durante 9 meses en tu vientre, no esperes que tu cuerpo se quede como si no hubiera pasado nada.

Estará blando, con hoyuelos y te sentirás extraña. Puede que te acompleje mirarte al espejo o que tu pareja te vea desnuda. Él lo entenderá y debes saber que si llevas una dieta equilibrada y comienzas a realizar ejercicio cuando estés recuperada, todo volverá a la normalidad.

 

3. Tu bebé es diferente

bebeComo ya mencioné al principio cada bebé es diferente. No se comportará como dicen los libros, ni dejará de llorar cuando apliques alguno de esos “trucos” que se ven en la red.

Lo que debes hacer es conocerlo, saber qué le gusta, qué le hace reír, cómo y dónde prefiere dormir, cómo llora cuando tiene hambre. Descubrir todas estas cosas te será de más utilidad que los consejos de cualquier libro.

 

4. Basta de decirle a la gente que todo será fácil

bebe llorandoParece que las cosas son fáciles y si algo te cuesta mucho es que lo estás haciendo mal. Esto no tiene porque ser así. Y es que a veces, las cosas difíciles valen realmente la pena, otras veces consideramos que son difíciles las cosas más simples y sencillas.

Puede que a tu mejor amiga le funcione acariciar el pie de su bebé para que este quede rendido y duerma durante horas. Pero esto no tiene porque funcionar con tu hijo, porque son diferentes.

Hay cosas que para algunos son sencillas y por ello, no paran de darte consejos y decirte como lo tienes que hacer. Pero es importante saber que cada madre y cada bebé se enfrentan a situaciones diferentes.

 

5. La caca de tu hijo, tu nueva amiga

cambiar panal bebeTodo el mundo te ha advertido de ello, pero no lo crees hasta que no lo ves. Pasarás horas controlando, oliendo, limpiando, examinando, transportando y evaluando la caca de tu bebé. Se convertirá en un miembro más de la familia, así que acostúmbrate porque tendrás muchas historias que contar sobre ella.

 

6. Aprende a aceptar de forma educada los consejos que no son bien recibidos

consejos embarazoCuando te conviertes en madre los consejos de conocidos y desconocidos son parte del día a día. Seguro que lo hacen con buena intención, pero llega un momento en el que cansan y tú ya comienzas a tener claro cómo quieres cuidar y criar a tu bebé.

Lo mejor que puedes hacer es aprender a aceptar los consejos de forma adecuada. Una sonrisa y un gracias por el consejo bastará para que quedes genial.

 

7. Tienes que ser flexible

madreLos bebés suelen ser muy inoportunos, así que prepárate para cambiar pañal cuando ya estabas saliendo por la puerta, o tu camisa favorita, ya que tu lindo bebé a vomitado sobre ella, olvídate de la torre de platos que hay en la cocina y no mires la cesta de la ropa sucia.

Es probable que tu vida se vuelva un poco caótica, sobre todo si eras de aquellas que le gustaba tener todo bajo control y la casa impoluta. Si no quieres pasar los próximos años de tu vida enfadada y frustrada, aprende a ser flexible. Acepta el fracaso, llega tarde y pide ayuda cuando sea necesario.

 

8. Necesitas apoyo de tu familia y amigos

abuelasTener un cochecito, una cuna y una hamaca, pueden ayudar a que todo sea más fácil. Pero la familia y amigos son los que realmente te ayudarán cuando estés cansada, cocinarán por ti cuando vean que llevas días sin comer nada decente o te perdonarán cuando te olvides de los cumpleaños o cuando llegues tarde.

Son ellos los que te animan a seguir adelante y te dicen lo afortunada que eres por tener a tu bebé.

 

Puede que después del primer año de vida de tu bebé todavía sigas un poco pérdida. Tu hijo habrá cambiado y tú también, pero cada vez se conocen más y las cosas parecen que comienzan a ir mejor. Intenta siempre mejorar y aprender de tus errores. Tropieza y levántate las veces que hagan falta. Y siempre recuerda, que eres una buena madre.

COMPARTIR
Psicóloga, madre de tres hijos. Me gusta todo lo relacionado con el arte y el pilates está dentro de mis rutinas diarias. Viajar es mi gran pasión y lo hago siempre que puedo, pero no tanto como me gustaría.

4 Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA