20 Cosas que todo niño debe experimentar aunque a ti no te gusten

nina jugando

Cuando te conviertes en madre los consejos te llegan de todas partes y la mayoría opinan sobre el modo en que debes educar y criar a tus hijos.

Los niños deben aprender y disfrutar de su entorno. Las experiencias son vitales para su desarrollo y crecimiento. Por ello, debemos ofrecerles un entorno en el que puedan experimentar a la vez que se divierten y aprenden.

[pull_quote_right]Los niños disfrutan con las sensaciones y momentos que les ofrece el entorno natural.[/pull_quote_right]

La naturaleza ofrece un amplio abanico de situaciones y elementos con los que el niño puede descubrir nuevas texturas, olores y colores. Por tanto, no debemos privarlos de ella.

Se puede hacer una lista inmensa de cosas que deben experimentar los niños. Esta es mi lista, ¿Qué añadirías tú?:

 

1. Pintar las paredes de la casa

nina pintando paredTodos los niños han tenido la tentación de hacer una pequeña obra de arte en la pared de la casa, si no lo han hecho ya. Es un placer que no hay que quitarles. Aprovecha cuando vayas a pintar la casa y deja que antes colore una pared de su habitación, o bien, designa una zona para que de rienda suelta a su creatividad.

 

2. Saltar en los charcos que deja la lluvia

Que el agua salpique su ropa y acabe lleno de barro. Le encantará este juego y lo pasará en grande.

 

3. Jugar con cosas simples como un palo o una botella vacía

Muchas veces saturamos a los niños con más y más juguetes sofisticados. Pero a veces, ellos pueden pasar una hora jugando con una botella de agua vacía o haciendo dibujos en la arena con un palo.

 

4. Cantar canciones y bailar

juegos para ninosLas canciones son una buena herramienta para aprender nuevos contenidos, pero también para divertirse y bailar libremente. Pueden hacerlo solos, pero intenta acompañarlos de vez en cuando, lo pasarán muy bien en familia.

 

5. Jugar y correr bajo la lluvia

Cuando somos adultos y corremos bajo la lluvia es para huir de ella y buscar cobijo, pero no disfrutamos de la sensación que produce. Los niños si saben apreciar esta sensación y por ello, deben experimentarlo al menos una vez.

 

6. Hacer un castillo de arena

Construir un castillo u otra cosa con la arena es la actividad favorita de la mayoría de los niños cuando van a la playa. También pueden hacerlo con otra arena húmeda y utilizar cubos o las propias manos.

 

7. Construir una casa, con cualquier material 

juegos para ninosNo siempre se puede construir una casa en un árbol, pero usar cartones viejos o una sábana bastarán para construir un pequeño cobijo donde el pequeño se divierta durante horas.

 

8. Tener o al menos compartir un ratito con un animal 

Es importante, que el niño aprenda a respetar a los animales y para eso es necesario que tenga contacto con ellos. Los perros pueden ser buenos amigos de los niños, pero también pueden estar en contacto con otras especies.

 

9. Caminar descalzos sobre la hierba

Dejar que sientan como la hierba se le mete entre los dedos. Al igual que el olor a tierra mojada. Todo esto estimula los sentidos de los más pequeños y si te animas hazlo tu también, no te arrepentirás.

 

10. Rodar como una croqueta

jugar en el sueloTumbarse en el suelo y rodar como si fueran una croqueta. Esto pueden hacerlo en casa, pero también en la playa o en el parque. Solo debes tener cuidado de que no se dañen con los elementos del suelo.

 

11. Acampar en la montaña o en la playa

A la mayoría de los niños les gusta eso de coger una caseta y acampar en la playa, en la montaña, e incluso en el jardín de casa. Es una actividad ideal para hacer en familia y tus hijos quedarán encantados.

 

12. Ver las estrellas

Muy relacionada con la anterior se encuentra mirar las estrellas. Cuando todo esté bien oscuro y se comiencen a ver las estrellas, anima al pequeño a que se tumbe boca a boca y mire las estrellas. Si conoces los nombres de las constelaciones mejor que mejor, sino solo podéis mirar y disfrutar de la inmensidad del universo.

 

13. Llenarse de barro y que lo limpien con una manguera

nina jugandoEsta es una de mis favoritas. Después de una tarde jugando con el barro no hay nada más divertido que bañarse con una manguera. Además, te evitarás que entren con todo el barro a casa.

 

14. Sembrar una semilla y ver cómo crece

Sembrar una semilla y que aprendan a cuidarla echándole agua. Les hará mucha ilusión ver cómo comienza a crecer. Y si la planta echa algún fruto o verdura podrán cocinarla y comérsela.

 

15. Saltar olas en el mar

Si tienes la posibilidad de que tu hijo vea y juegue con el mar no debes dudarlo. Los niños suelen disfrutar mucho de este entorno, saltar las olas, entre otras cosas es una de las actividades que puedes hacer con ellos en la playa.

 

16. Trepar un árbol, una piedra o una montaña

ninos trepandoA los niños les gusta explorar y lo de trepar parece algo innato. Subir a un árbol con seguridad y alcanzar una meta, fomenta su autoestima. Es importante, que supervises cuando estén trepando para evitar caídas peligrosas.

 

17. Comer con las manos

Prácticamente todos los niños lo hacen en algún momento y es que es un placer tocar, oler y saborear la comida. Todos los sentidos se ponen en marcha en una misma acción. Si tu hijo sigue o ha seguido el método de baby led weaning para alimentarse, seguro que habrá disfrutado de lo lindo comiendo con sus manos.

 

18. Visitar una granja

Las granjas o el zoo están llenos de animales y por lo general, los niños tienen muy buena relación con ellos y se divierten tan solo con verlos. Puedes pasar un día muy agradable en una granja o un zoo, donde el pequeño además de divertirse, aprenderá muchas cosas sobre los animales.

 

19. Dar de comer a un animal con la mano

Puede que esta pueda cumplirse el mismo día que visitáis el zoo o la granja. Prueba a que tu hijo dé de comer a un animal, como a un perro o un pajarito.

 

20. Leer libros y dejar volar su imaginación

nino leyendoNo prives a los niños de leer diferentes libros. El hábito de lectura es importante inculcarlo desde que son bien pequeños, y no hay mejor manera que predicando con el ejemplo.

 

¿Ha experimentado tu hijo todas estas cosas?

COMPARTIR
Psicóloga, madre de tres hijos. Me gusta todo lo relacionado con el arte y el pilates está dentro de mis rutinas diarias. Viajar es mi gran pasión y lo hago siempre que puedo, pero no tanto como me gustaría.

DEJA UNA RESPUESTA